Ana Schulz – EL ASESOR DE VIAJES

Ana Schulz
EL ASESOR DE VIAJES
Conocimiento, honestidad, disponibilidad y empatía

Ana Schulz, ampliamente conocida en el sector, es Técnico Superior Universitario en Turismo, posee 41 años dedicada al ramo a través de la creación de su Agencia de Viajes Raventours en el estado Aragua. Comparte su actividad profesional con su hija, nietos y el disfrute de una buena mesa, buen vino y los hobbies de escuchar música, dibujar y por supuesto viajar.

Su incursión al mundo de turismo fue el ocuparse mientras ingresaba a la Universidad Central de Venezuela a estudiar ingeniería de sistemas. Siguiendo la recomendación de su padre, aprovechó ese tiempo para aprender “cosas nuevas” e ingresó al tecnológico para aprender algo de estudiar turismo y un curso de tráfico aéreo. Ese “mientras tanto” le generó un amor a primera vista, un cambio en su rumbo y un apasionamiento por la carrera que aún mantiene vivo.

El Agente de Viajes: Cualidades, retos y anécdotas

Considera que las principales cualidades que debe tener un agente de viaje radican en el “conocimiento, honestidad, disponibilidad y cercanía o empatía”. Todo bajo la visión del agente de viaje como un profesional que conoce las mejores alternativas, evalúa las opciones y las ajusta al presupuesto y necesidades particulares de cada cliente, para ofrecer la mejor opción, en cumplimiento con todos los requerimientos: migratorios, de salud y de equipaje, garantizando el desarrollo del viaje, desde el inicio hasta el final, sin sorpresas ni inconvenientes.

A la hora de atender a un cliente, se vale de la intuición como elemento fundamental, busca saber y comprender que le motiva, indaga sobre su estilo de vida, considera que preguntar sin suponer es clave fundamental para conocer al cliente y cubrir sus expectativas. Ante las adversidades actuales, la creatividad se hace indispensable, es momento de reinventarse cada día. Se debe ser más asesores y consejeros, mantenerse tecnológicamente “al giorno”, conocer, aprender y/o especializarse en un área. Sobre todo en mercados que son retadores, con políticas cambiantes y regulaciones a veces poco claras, aumento de la improvisación, menos profesionalismo y elevados costos operativos, le recomienda a los nuevos agentes de viaje “constancia, paciencia, conocimiento, buena educación, respeto y antes que nada ¡honestidad y ética!”.

En casi 42 años de actividad, muchas son las anécdotas que posee Ana, pero recuerda con mucha alegría, “la vivida en plena época navideña del año 1991 con la quiebra de PanAm, sin la automatización actual y reservas lograr montar a todos los paxs afectados en las distintas rutas…fue una locura…volver a trabajar lo que ya estaba vendido y despachado…“

Agradecimiento y visión del turismo

Manifiesta un gran agradecimiento al turismo “a esa pequeña desviación del plan original” por haberle permitido conocer gentes, culturas, paisajes e historias”, pero su mayor satisfacción “es el cliente agradecido y satisfecho, aquel que después de 40, 30 o 20 años además de seguir siendo tu cliente, es tu amigo”.

Para finalizar esta conversación ve en Venezuela “una tierra de gracia con la geografía más rica en opciones, solo se requiere amor por lo nuestro, vocación de servicio, educación, seguridad personal y respeto al ambiente… teniendo eso como base, con las inversiones necesarias y la seguridad jurídica que esto requiere podríamos crear los mejores productos para atraer a turistas del mundo entero. Realmente esta deberá ser nuestra principal fuente de ingresos en los años por venir”.